Historia de Freak's Grooming

Siempre había soñado con realizar un viaje por tierras americanas, un sueño hecho realidad por fin. Y ahí es donde empieza todo, durante el viaje tuve la oportunidad de visitar Groom Lake, conocida también como Área 51.

Las vistas eran espectaculares, estuve andando durante bastante tiempo, no soy consciente de cuanto transcurrió, el paisaje me tenía totalmente absorto, y son tantos los misterios que arroja la historia de la zona, que decidí investigar un poco por mi cuenta.



En el área 51

Al fondo de un paraje se vislumbraba un viejo hangar, seguramente protagonista de otras tantas historias, que me llamó poderosamente la atención. Miré a un lado y a otro, no parecía haber ningún impedimento para entrar en él. Así que decidí hacer una visita a aquel viejo hangar de la Base de Nellis.

Sin ningún contratiempo pude entrar en el hangar, todo estaba en un estado bastante lamentable, y se podía apreciar claramente el deterioro fruto del abandono. En uno de los departamentos del hangar, me llamaron la atención un sinfín de cosas, entre ellas un archivador que parecía estar esperándome, así que me dirigí al fondo de aquel, en su día, despacho y decidí abrir el archivador y echar un vistazo a su contenido, convencido de que sólo iba a encontrar un montón de polvo.

Nada más lejos de la realidad, mis ojos no daban crédito, en el interior de aquel archivador abandonado había varias carpetas de la base aérea, las cogí y me dispuse a leer el contenido, convencido de que se trataría de información administrativa sin ningún interés, pero que a mi me llamaba la atención.

En una de aquellas carpetas encontré una serie de documentos que me resultaron especialmente interesantes, se describía con precisión una serie de formulas, brebajes y escritos que tenían como referencia una barbería situada en Groom Lake pincha aquí si quieres saber donde está eso. No parecía que aquellos viejos documentos tuviesen el más mínimo interés para nadie, así que los tomé prestados, regresé a la abandonada zona residencial de la base y me dispuse a investigar acerca de los extraños documentos encontrados.

La Barbería de Mr f. Groomin'

En la zona residencial encontré la barbería de Francis Groomin’ totalmente destrozada, pero la historia comenzaba a cobrar vida en mi imaginación y además le aportaba sentido a la historia.

Mi respiración se agitaba a cada nuevo descubrimiento, busqué un lugar donde acomodarme y empecé a ojear todo aquel montón de papeles que había encontrado. Entre la documentación había formulas de productos y escritos detallados que hablaban del cuidado del cabello, la piel, el cuerpo… ¡Incluso de los zapatos!

Aquel hombre había tenido una barbería con servicio de limpiabotas, y por lo que pude leer de su documentación todo aquello estaba relacionado con grandes físicos y químicos que trabajaban en el Área 51. En la documentación se podía entender que aquellas personas fueron, en su día clientes de la barbería, pero además colegas con los que, por lo visto, había desarrollado todas esas formulas.

Cada vez estaba más emocionado, mis ojos no daban crédito a lo que estaba leyendo, sin embargo, algo me decía que estaba ante un, aparentemente, gran descubrimiento. Por lo menos a mi me interesaba, y mucho.

Al emprender el viaje, hacía poco que había dejado de formar parte de mi anterior proyecto, un proyecto que inicié en conjunto pero que finalmente decidí abandonar y vender mis participaciones. Y todo lo que estaba descubriendo me daba a entender que aquello era una señal, quizá divina, quizá mundana, tenía ante mi una señal, algo que unía mis ganas de trabajar, de iniciar un nuevo proyecto, con algo de lo que ya tenia conocimiento, la cosmética natural. (¿A qué mola?).

Fotografié aquella documentación y la devolví a su lugar de origen. De vuelta a casa, volví a leer una y otra vez todos aquellos documentos que encontré en aquel genuino y abandonado hangar. La emoción me embargaba a cada línea, a cada frase. No sin prisas, decidí llamar a mi equipo, mi laboratorio y decidimos hacer muestras con aquellas formulas que alguien había diseñado en los años 70. Un barbero, un equipo de físicos y químicos, y quién sabe a que se dedicarían los demás nombres que aparecían en aquellas polvorientas notas. Pero si de algo estaba seguro, era que tenía que hacer muestras de esos productos que habían sido concebidos por gente de renombre de aquella época en nada más y nada menos que en la misteriosa y abandonada Área 51.

Todo ello dio pie a lo que hoy es Freak’s Grooming, la marca creada en honor a F. Groomin’ aquel humilde barbero de Groom Lake que decidió crear una serie de formulas con sus amistades y clientes de la base para toda la familia.

Es por ello por lo que Freak’s Grooming es una marca de productos que no sólo son para toda la familia, sino que además son para mantener un estado perfecto de la cabeza a los pies. Además, y por si fuera poco, hemos querido ponernos al día. No sólo hemos mantenido las fórmulas originales, además hemos pensado en el medio ambiente y por ello en su gran mayoría los envases son de cristal. Para que se puedan reciclar y darles a las viejas fórmulas un toque clásico e imaginar que, al igual que sus formulas se han mantenido igual, imaginar como serían actualmente sus envases e imágenes de producto.

Seguramente Francis Groomin estaría orgulloso de ver donde han llegado sus fórmulas, éste es nuestro pequeño homenaje a esas personas que ya en los años 70 pensaban en el cuidado y la belleza de toda la familia.

Freak's Grooming utiliza cookies analíticas, propias y de terceros para generar estadísticas de las visitas a nuestra Web, elaborar perfiles basados en los hábitos de navegación y para compartir contenidos en redes sociales. Puedes acceder a la información ampliada sobre las cookies y cómo gestionarlas Más Información