Trucos para el cuidado de la barba

¿Tienes la barba poco cuidada, enredada, reseca, la piel escamada, poco hidratada y quieres tener una barba y piel espléndida?

Trucos para el cuidado de la barba

Trucos recomendables a seguir para un buen cuidado de la barba

Te vamos a dar unos pequeños trucos para el cuidado de la barba y de la piel que esconde nuestra barba. Así que atentos y no os dejéis una sola línea por leer.

Los barbudos sabemos que llevar barba no es una moda. Hay temporadas altas y bajas pero la barba permanece; algunas más perfiladas y otras más desangeladas. Lo ideal es cuidar la barba de la mejor manera posible para mantener nuestro el cabello de nuestra barba y nuestra piel en el mejor estado posible. Hay que tener en cuenta que el cabello de la barba es distinto que el del cuero cabelludo, por lo que necesita unos cuidados específicos.

Para empezar a daros algunas pistas; queremos deciros que para lavar la barba es aconsejable un jabón específico como es el caso de nuestro jabón en barra. Un jabón que permita enjabonar bien nuestra barba, elimine la suciedad, y, no dañe el pH de nuestra piel. Esto lo comentamos porque soys muchos los que por desconocimiento, usáis el champú del cabello para limpiar la barba y, el pH del cuero cabelludo es distinto al de nuestro rostro. Eso hace en muchos casos que aparezcan descamaciones en la piel, picores o irritaciones. Por lo que un primer paso es usar un jabón específico como nuestro jabón en barra que os recomendamos.

Una vez salimos de la ducha o hemos lavado nuestra barba, es recomendable usar una toalla para secar nuestra barba. Si en tu caso tienes una barba larga de esas que te aburres de tanta toalla, puedes usar secador. En este caso deberás usar el secador con aire frío a poder ser, o con una distancia prudencial. Además, a la vez que pasas el secador, deberías peinar tu barba de dentro hacia fuera, desde la base de la barba y luego desde arriba hacia abajo para devolver su forma original. De esta manera el cuidado de la barba empezará a coger forma.

Trucos para un buen cuidado de la barba

Acondicionador para barba o Leave-in

Después de secar nuestra barba, es importante darle forma y peinarla. En el caso de tener una barba larga, es posible que tengáis algún enredo. Además, los jabones específicos suelen dejar la barba algo áspera al eliminar todas sus impurezas. Por lo que el Acondicionador para barba o Leave-in, os irá de maravilla para poder peinar la barba sin ningún enganchón, a la vez que eliminaréis los posibles enredos de la barba.

Como truco extra os diremos que este producto del que hablamos, el Leave-in es ideal para las barbas medias largas, después de un dia de playa o piscina en el que nuestra barba se reseca muchísimo debido a la salitre y productos químicos de las piscinas. Si lo aplicas una vez seca notarás sus efectos al instante.

Volviendo a los trucos del cuidado de la barba, una vez hemos secado y aplicado el acondicionador para barba en los casos necesarios, podemos aplicar el aceite de barba. Un aceite que aportará suavidad, brillo y nutrición a nuestra barba, a la vez que cuidará nuestra piel y regulará la grasa de nuestra piel. Pero si eso no es suficiente, nuestro Aceite para barba además protege de los rayos UV del sol, de manera que tendrás una barba protegida durante todo el día. Con unas gotas o manchadas será suficiente, pero dependerá una vez más del largo de nuestra barba.

Aceite para barba

Debéis tener en cuenta que todos los aceites para barba no tienen las mismas funcionalidades y que encontraréis diferentes tipos de productos; como pueden ser los sérums, aceites hidratantes, o bálsamos. Esos últimos los usaremos en barbas largas para dar forma y generar peso en la barba.

Por norma general os recomendamos que os fijéis en qué tipo de aceites o sérums trabajáis en vuestra barba. Algunos de ellos llevan siliconas, que no es muy recomendable usar en la barba porque forman una película en el exterior del cabello que engañan la sensación de suavidad y nutrición, pero realmente no dejan respirar al cabello facial.

También encontraréis aceites que son específicos para barba pero que únicamente son aceites hidratantes y no regulan la grasa de la piel ni cuidan la piel más allá de una simple hidratación (no es el caso de nuestros aceites) ;).

Después de aplicar el aceite es recomendable peinar la barba con un peine o cepillo para barba que ayudará a repartir el producto tanto por la barba como por nuestra piel.

A ser posible, es recomendable usar un cepillo para barba de cerdas de jabalí, este tipo de cepillo además de repartir el producto, al estar formado por estas cerdas en contacto con nuestra barba y piel, también favorece la regulación de grasa de nuestra piel. Es por eso que muchos de estos cepillos de barba son conocidos como cepillos sebo-reguladores.

Cepillo para barba